Reseñas The Big Bang Theory

Reseña | The Big Bang Theory 10×10: The Property Division Collision

Puntaje del Editor
  • Comedia
  • Personajes
  • Guion
Puntaje Total

Se acaba el año y parece que también se les acaban las ideas a los escritores de nuestra serie favorita. Este episodio es un perfecto reciclaje de cosas que ya hemos visto, que en su momento fuero excelentes, pero ahora debemos volver a verlas en una versión mucho peor.

Pero el episodio de esta semana, sin ser un desastre, vuelve a recaer en su peor defecto: forzar las cosas para poner todo sobre las espaldas de Sheldon Cooper y esperar que sus fans se conforme con eso.

Como es usual en estos casos, te recuerdo que esta revisión contiene muchos spoilers. Si todavía no has visto este episodio, y no quieres enterarte, no sigas adelante. Estás advertido.

La reseña está organizada en tres partes. En la primera, haremos un breve repaso de las tramas. En la segunda, listaremos los mejores y los peores díalogos o momentos del episodio. Y en la tercera, le daremos un puntaje. El que escribe, lo hace considerando tres criterios: comedia, desarrollo de personajes y guion (fluidez, naturalidad e ingenio con el cual presentaron las escenas).

Los que deseen, puede dejarnos su propia valoración del episodio, a través de un sistema de puntaje de 5 estrellas habilitado al final de la entrada, siendo 5 estrellas la mejor calificación y 1 estrella, la peor.

La tercera rueda

De manera sorpresiva, la historia del regreso de Stuart a la casa de los Wolowitz resulta siendo lo mejor del episodio. ¿Por qué? Porque sorprende ver a Stuart así de decidido, y hasta algo prepotente, intentando eclipsar a Raj por todos los medios posibles, para convertirse en el indiscutible “amigo útil” para Howard y Bernadette.

Lo peor, lo desaprovechado que está Howard en esta trama, mostrando su peor cara, la del esposo flojo. Aunque con tantos “voluntarios” ofreciendo ayuda, hasta es comprensible que no pueda evitar dejarse llevar por su faceta más vaga.

Una pelea mediocre

Cuando anunciaron la enésima pelea entre Sheldon y Leonard, el que esto escribe no pudo evitar emocionarse, porque vaya uno a saber por qué, creí que podría volver a ver algo semejante a aquel enfrentamiento épico entre Sheldon y Penny, porque ingenuo de mí, creí que la hoy señora Hofstadter se pondría del lado de Leonard para darle su merecido a Sheldon, con todos los recursos a su alcance. Y pensé algo parecido al apoyo que recibiría Sheldon de Amy.

Pero nada de esto ocurrió, una pelea ridícula, en el que prácticamente todo es repetido, hasta el intruso inesperado: ¿recuerdan a aquel extraño que trajo Sheldon a vivir al departamento para sostener una mentira a Penny? Solo que en lugar de un jovenzuelo, ahora trajeron a un Christopher Lloyd con pinta de viejo vagabundo. ¿Cambiar las contraseñas de internet? Ya lo vimos. ¿Leonard en paños menores? También.

Encima, las chicas prácticamente no se meten, y son pasivas expectadoras de la pelea de sus parejas. No aportan casi nada, ¿dónde está la garra de Penny para estas cosas? ¿dónde está la chica dispuesta a agarrar a batazos al que osara entrar en su casa? En serio que habría sido mil veces más divertido ver a Penny echar al viejo Theodore bajo la amenaza de molerlo a palos que todo lo visto en esta trama.

Qué desperdicio de un genio como Christopher Lloyd, salvo el chiste de “es como volver a los 40”, clara referencia a su papel de viajero en el tiempo de la película “Volver al futuro”, todo lo que hizo podría haberlo hecho cualquier otro actor. ¿Para esto lo trajeron y lo anunciaron con tanto estrépito? En fin.

Lo que más me gustó

  • “Mira es la misma sonrisa del cuadro”, de Sheldon al ver la cara de Penny, cuando ella se entera que el cuadro del horror está de vuelta.
  • El intercambio de argumentos entre Penny y Amy, sobre quién debería quedarse con el cuadro. Y que acaba con: “creo que perdí”, de una resignada Penny.
  • – Howard: “Él (Stuart) lo hizo realmente bien cuidado a mi madre”. – Stuart: “Esa mujer no volvió a sufrir de salpullido desde que yo asumí la patrulla del talco”.
  • “Esto es solo temporal, hasta que pueda recuperarme… o hasta que el bebé se vaya a la universidad, lo que ocurra primero”, de Stuart, sobre sus planes al mudarse con los Wolowitz.
  • “Entonces, ¿si se rompe ya no quedará ninguno”, de Penny, insinuando que “algo” podría pasarle al reloj de cucú del Sr. Spock.
  • La discusión entre Raj y Stuart en la cena sobre una “villa”.
  • – Raj: “No sé si sabías, pero yo compré esa cuna”. – Stuart: “Sí, leí sobre eso en aquienleimportauncomino.com”.
  • – Sheldon: “Mi habitación está pagada hasta fin de mes, así que puedo hacer con ella lo que quiera, incluso rentarla por un dólar la noche”. – Theodore: “Es como volver a los 40”.

De errores y detalles que no gustaron

  • No entiendo la tranquilidad de Howard y Bernadette al saber que Stuart tiene problemas económicos, ¿no se supone que la tienda de cómics se financió con dinero de la Sra. Wolowitz, y al ser Howard su heredero, él es socio de la dichosa tienda?
  • Es un poco extraño que Penny haya olvidado su “estilo Nebraska”, es decir, agarrar a garrotazos a cualquier ladrón o extraño en su casa, en este episodio actuó como “damisela en apuros” todo el tiempo.
  • No entiendo cómo Leonard se hace líos con el cambio de contraseñas, ya que por mucho que Sheldon las haya cambiado, él tiene la conexión en su departamento, así que él podría llamar al técnico, reiniciar las contraseñas, y devolverle fácilmente la jugada a Sheldon, dejándo sin internet al departamento 4B.

De momento, no tengo nada más. Más adelante, y quizás con la ayuda de ustedes, pueda actualizar esta parte.

Puntuación del editor

Uno de los episodios menos divertidos de la temporada, solo Stuart salva algo la situación. Puntaje de comedia: medio bajo.

Episodio típicamente de relleno, que no aporta nada, salvo volver a ver la enésima reconciliación de Sheldon y Leonard, recordándonos cuánto se quieren, se extrañan, etc. El resto de personajes no van para adelante, y algunos hasta van para atrás. Puntaje de desarrollo de personajes: medio bajo.

Una preocupante carencia de ideas originan un guion lleno de situaciones vistas muchas veces, pero en versiones menos logradas que en el pasado. Por momentos aburrido, por instantes insoportable, gracias a Sheldon. Puntaje de guion: medio bajo.

Puntaje de los fans

Bueno, ahora es tu turno de compartir con nosotros tu opinión, vota, asignándole un puntaje a este capítulo. Y como el tiempo de votación es limitado, será mejor que lo hagas ahora mismo.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…
Con un pequeño aporte económico puedes ayudarnos a seguir subiendo contenido de calidad.
De antemano, muchas gracias