Aa! Megamisama Cultura anime y manga

La saga de Hagal: Las Puertas del Infierno (2)

saga-hild-2_hagal

Cuando Keiichi, Belldandy y sus hermanas llegan a las puertas de Niflheim encuentran un letrero de “Bienvenidos” que deja claro que han perdido el elemento sorpresa. Todo lo cual le da muy mala espina a Urd.

Una demonio con cuerpo de niña con una actitud sospechosamente amistosa sale a recibirlos. Aunque no se puede evitar comentar que hayan traído a un humano inútil para su batalla en el infierno. Esto provoca a Belldandy quien termina intimidando a la demonio (que después descubriremos que se llama Ehwaz). Cuando se trata de Keiichi, Belldandy definitivamente se transforma.

De todas formas, antes de enfrentarse a Hagal, nuestros amigos descubren que deberán vencer primero a todas sus secuaces, lo cual guarda una gran similitud con la película “El juego de la Muerte” de Bruce Lee, así muchas historias de anime como “El Gran Golpe de Nekonron”, de Ranma 1/2, así como en todas las aventuras de Saint Seiya.

  • La puerta de la oscuridad: Halbal

    La demonio que guarda la llave de la primera puerta es Halbal, la cual no parece especialmente temible. Pero Urd y Skuld descubren de mala manera que el poder de Halbal para luchar en la oscuridad absoluta es demasiado para ellas y quedan fuera de combate.

    Como las habilidades de Halbal son como el sonar de los murciélagos, Belldandy crea un campo de fuerza basado en su voz para proteger a Keiichi y sus hermanas que están inconscientes. Sin embargo, como Belldandy no puede cantar para siempre y el tiempo juega a su favor, Halbal espera confiada su oportunidad.

    Keiichi aprovecha esta circunstancia y la gran velocidad de Gluhen Desherzen, la escoba voladora que le dio Hild al principio de la saga, para contraatacar, ya que éste es tan veloz que cuando el sonar de la demonio logra precisar su ubicación, Gluhen Desherzen ya se trasladó a otro punto. Por primera vez en su vida Halbal experimenta el horror de combatir a un enemigo que no puede ver. Así que decide rendirse.

    En un giro final, Belldandy protege a Halbal de Gluhen Desherzen (quien pensaba eliminarla porque está seguro que piensa traicionarlos apenas le den la espalda). Este gesto gana la voluntad de la demonio, quien ahora les asegura que no les hará daño, porque efectivamente sí pensaba traicionarlos.

  • La puerta del poder: Thrym

    El siguiente rival de nuestros amigos es una demonio que ha entrenado toda su vida para enfrentar a los más fuertes enemigos. Su forma de pensar resulta extraña pero eso no quita que sea una rival temible. Recibe los ataques de Urd y Skul sin defenderse y se recupera de ambos sin dificultades, incluso destruye con sus puños un campo de fuerza que Belldandy creó para proteger a Keiichi. Parece realmente invencible.

    Una vez más es Keiichi quien encuentra una solución ingeniosa a su dilema. Usando una pócima secreta de Urd desafía a Thrym, que no lo puede creer. Pero la pócima que ha usado Keiichi le otorga súper velocidad, con la cual logra esquivar el ataque de Thrym, quien sin proponérselo destroza la misma puerta que debía custodiar. Al darse cuenta de lo que hizo se declara derrotada y se despide de nuestros amigos deseando volver a enfrentarlos alguna vez.

  • La puerta del alma: Mokkurkalfi

    En el siguiente desafío los espera Mokkurkalfi, la “maestro titiritero”, una demonio cuya visión utilitaria sobre las máquinas la enfrenta directamente con Skuld, quien cree que las máquinas tienen alma.

    Mokkurkalfi rápidamente crea una súper máquina que bloquea la capacidad de las diosas de crear magia, dejándolas indefensas. Pero Skuld, quien se ha tomado este duelo muy personal, utiliza a su mini Banpei-kun para crear su propio ingenio mecánico. En plena lucha, las diosas le explican a Keiichi que Skuld utiliza magia de manera permanente, aunque ella no es consciente de eso, pero tiene un potencial enorme, y si no se lo dicen es para evitar que su ego sea una amenaza para su personalidad.

    Finalmente, con una pequeña ayuda de Keiichi, Skuld vence. Lo que deja más sorpredida a Mokkurkalfi es que su máquina la ha protegido en el momento más crítico de la lucha, a pesar que no tiene un programa específico para tal fin. lo cual la obliga a admitir que quizás su creación sí tiene alma.

  • La puerta de los engaños: Ehwaz

    La pequeña demonio que ha guiado a nuestros amigos durante todo el recorrido resulta ser el último desafío. También descubrimos que es la hermana mayor de Mokkurkalfi, a pesar que las apariencias demuestren lo contrario. Es la demonio más astuta de todas, y eso la hace más temible.

    El desafío de Ehwaz es un karaoke, algo tan extraño que llama a desconfianza a nuestros amigos. Pero luego se dejan convencer y aceptan el desafío musical. Urd y Skuld sacan excelentes puntajes y Ehwaz les da llaves para continuar. Sin embargo, ambas terminan en la misma habitación, en un callejón sin salida con un extraño aparato en la parte superior al cual no demorarán en atacar.

    Mientra tanto, Ehwaz les dice a Belldandy y Keiichi que ellos pueden irse sin hacer nada y les da la llave de la verdadera puerta. Pero antes que puedan abrirla les revela que si lo hacen, ella morirá, y con ella la diosa que esté unida por el sistema Doublet.

    Keiichi y Belldandy no saben si creerle, pero en ese momento una máquina comienza a extraer la energía de Belldandy quien cae en brazos de Keiichi. Resulta que la máquina absorbe la energía de los ataques que Urd y Skuld para luego encauzarlos para atacar a Belldandy. Es una trampa malévolamente perfecta, las diosas se destruirán entre ellas sin que Ehwaz mueva un dedo.

    Keiichi no puede soportarlo y parece que abrirá la puerta. La demonio incluso lo desafía a hacerlo, pero es la propia Belldandy quien lo detiene. Incluso Belldandy intenta descrifar el código de la máquina, algo que Ehwaz considera imposible pues crearla tomó al menos 80 días. Pero Belldandy es mucha Belldandy y calcula que puede hacerlo en 16 minutos, pero cuando está a punto de lograrlo las fuerzas le abandonan.

    Keiichi va a girar la llave pero Belldandy le dice que no hace falta, lo cual no parece tener sentido hasta que Mokkurkalfi destroza la puerta con Gluhen Desherzen. Al final, han sido las demonios quienes no han podido soportar la tensión ya que Mokkurkalfi no quería ver morir a su hermana.

    Ehwaz hace una rabieta monumental contra su hermana, pero tiene que admitir que ha perdido y deja que pasen para enfrentarse a Hagal. El desafío final está ahora frente a Belldandy y Keiichi.

yfs-hagal-urd-skuld-1

Impresiones

Una de las cosas que siempre ha estado claro en el manga de Aa! Megamisama es que la lucha de los dioses y los demonios no se trata de una lucha entre el bien y el mal. Como si no estuviera claro luego de tantos años de manga, aquí nuevamente vemos que lo único que los enfrenta es tener objetivos diferentes. Algo muy de acuerdo con la filosofía oriental del Yin y el Yang.

Los secuaces de Hagal demuestran tener, de manera más o menos explícita, un sentido del honor sobre sus acciones. Si bien esto no significa que estén dispuestos a todo para conseguir sus fines, como manipular, mentir o traicionar.

Cuando vi el cartel de la Divina Comedia: “¡Oh vosotros que entráis, abandonad toda esperanza!”, en la puerta de entrada de Niflheim pensé que quizás habrían 7 desafíos, tantos como los círculos del infierno, pero como Fujishima se basa principalmente en la mitología nórdica era poco probable.

Es también significativo que sea Keiichi quien prácticamente es el artífice que algunos de los retos sean superados gracias a su ingenio y agudeza. Algo que van a necesitar porque Hagal seguramente es la más poderosa, y peligrosa, de los demonios que han tomado el poder en Niflheim.

Si hay que echarle una crítica negativa a esta saga es que no hay mucha emoción que digamos. Digo, para tratarse de enfrentamientos realizados nada menos que en Niflheim sabe a poco.

Con un pequeño aporte económico puedes ayudarnos a seguir subiendo contenido de calidad.
De antemano, muchas gracias